Skip to content

Un Afecto Expulsivo por Cristo

1 febrero 2016

Post-ESJ-216

Un Afecto Expulsivo por Cristo

James Benecke

Y un hombre principal le preguntó: "Maestro bueno, ¿qué haré para heredar la vida eterna?" Lucas 18:18

Una vez más me siento muy honrado por el privilegio de escribir para GloryBooks. El comienzo de este año, más que otros en el pasado reciente, mi anhelo por mi hijo, que murió de cáncer en 2008 han aumentado dramáticamente. En vez de comentar lo mucho que echo de menos y anhelo ver a Andrew, quiero compartir lo que estoy aprendiendo sobre el poder de Cristo en la aflicción.

Esto es especialmente relevante como me presentaron recientemente a un hombre cuyo hijo de 16 años fue diagnosticado recientemente con el osteosarcoma, el cáncer que se llevó la vida de mi hijo. Estoy caminando con ellos en el viaje terrible de soportar el tratamiento que a veces parece peor que la enfermedad. En medio, estoy tratando de ofrecer esperanza en lo que parece ser una situación desesperada.

Además de eso, uno de mis más queridos amigos, un hermano en Cristo que me encontré 2 semanas después de la muerte de mi hijo y un hombre que me ha consolado a lo largo de estos últimos siete años, me llamó la tarde del 23 de diciembre de 2015 para compartir conmigo la noticia de que su hija de 24 años había muerto esa mañana en un accidente automovilístico. En este mundo tendréis aflicción …

Estoy descubriendo de mi estudio de Apocalipsis una gran ayuda aquí. El autor del Apocalipsis, el apóstol Juan, no fue ajeno a las pruebas. Él está escribiendo a las iglesias en problemas ya que se refiere a ser su compañero en la tribulación (Apocalipsis 1: 9). Las pérdidas y cruces son parte de lo que debemos esperar al seguir a Cristo.

Cuanto más seguimos a Jesús, más probable es que atraigamos el fuego del enemigo. Y cuando la tentación abunda para cortar y correr, derrumbar y caer Apocalipsis alienta el temple y la valentía. Jesús mismo dice: "Sé fiel hasta la muerte, y yo te daré la corona de la vida" (02:10). Esto claramente definió a mi hijo, Andrew, él fue fiel hasta la muerte y ahora lleva la corona de la vida.

He aprendido esto: Entre más dura las dificultades, más dulce es la soberanía de Dios “El da fuerzas al fatigado, y al que no tiene fuerzas, aumenta el vigor.” (Isaías 40:29).. Dios puede hacer lo que quiere hacer. Era el refugio en el que Job reposó: “Yo sé que tú puedes hacer todas las cosas, y que ningún propósito tuyo puede ser estorbado.” (Job 42:2). El conocimiento de la grandeza de Dios produce una gran fe y una gran alabanza.

Casi 7 años después de la muerte de Andrew todavía reflexiono con asombro cuan pacientemente soportó horrores indescriptibles. Es claro para mí que Andrew amaba a Jesús con todo su corazón y que confiaba en sus promesas, caminando por la fe, no por vista. Hace poco terminé de leer un libro maravilloso: "Amar a Jesús Más", por el Dr. Phil Ryken. Es tan convincente; Debo admitir que tomarlo para leer es difícil porque es el espejo en el que veo mis defectos.

La Fuente de Nuestro Amor

La fuente de nuestro amor por Jesús no está en nosotros. Es un don del Espíritu Santo. Nuestra motivación más fuerte para amar a Jesús con todo lo que tenemos es que Él nos ama con todo lo que tiene. El Dr. Ryken dedica un capítulo abordando la cuestión de un corazón sin amor. Él usa la famosa conversación entre Jesús y el hombre conocido como "el joven rico". La historia se cuenta en los tres evangelios sinópticos. En el relato de Lucas, el prominente hombre es extremadamente rico y él le pregunta a Jesús: "Maestro bueno, ¿qué haré para heredar la vida eterna?" (Lucas 18:18). La cuestión es crucial y no debemos faltar al hecho de que este hombre pensaba de la salvación como algo que podía ganar con algo que hizo.

¿Cómo respondió Jesús? La verdad es que cualquier persona que quiera ser salvado por obras debe mantener hasta el último de las Leyes de Dios (Gálatas 3:12). La respuesta del hombre a Jesús es similar a la respuesta de muchos en la iglesia de hoy que piensan que los Diez Mandamientos son una lista corta de muy malos pecados que casi nunca cometieron. Se engañan a sí mismos pensando que pueden guardar la ley de Dios lo suficiente como para satisfacer a Dios y ganar la entrada al cielo. El problema es que lo que en realidad la ley de Dios requiere no es tan simple. Según Jesús cada mandamiento rige nuestros corazones y nuestras acciones.

La Prueba del Amor por Jesús

Tenga en cuenta que Jesús no expone las pretensiones del joven rico a la santidad al disputar su derecho a la perfección sin pecado. En su lugar, puso a prueba su amor por Dios.¿Fue Dios primero en su vida, o algo más? Al instruir al hombre a regalar sus posesiones Jesús no estaba diciendo que podemos ganar nuestro camino al cielo simplemente regalando nuestra riqueza. El requisito para la salvación es la fe en la persona y obra de Jesucristo solamente. El rico estaba dispuesto a mantener algunos de los mandamientos, pero se negó a renunciar a su nivel de vida para la gloria de Dios. Un escritor dice que "para que este hombre eligiera una insolvencia por el bien de unirse al movimiento de Jesús debía elegir una especie de muerte social". ¿Qué piensa que Jesús le diría usted o a mi que renunciara por el reino de Dios? Jesús nos diría que renunciaramos a todo lo que amamos más de lo que le amamos a El.

¿Vivir para Dios, o Vivir para Sí mismo?

Vivimos en una cultura de tomadores, no dadores. Queremos vivir para nosotros mismos, no para Dios. Amar a Jesús más siempre requiere que amemos otras cosas menos. No estoy seguro de que realmente queremos escuchar esto. A veces, esta es la última cosa que queremos hacer. JC Ryle dice así: "Tal vez estamos dispuestos a renunciar a todo por amor a Cristo, a excepción de un solo pecado amado, y por causa ese pecado estamos perdidos."

La historia del joven rico es trágico porque su amor por el material le impidió seguir a Jesús. La Escritura registra que cuando Jesús le dijo que vendiera sus posesiones y diera todo a los pobres, el joven rico tristemente se alejó del Salvador del mundo, el único que podría otorgar vida eterna al hombre.

Cuando él tristemente le dio la espalda y se alejó Jesús lo miró, no con ira, sino con compasión. Esto da una esperanza increíble para cualquier persona que ha rechazado alguna vez a Jesús por algún otro amor. Él no responde odiándonos, sino amándonos. Aún mejor, Jesús continúa para ofreciendonos vida eterna.

Cuando los discípulos responden al relato de Jesús preguntando quién podrá salvarse, Jesús responde diciendo que con el hombre es imposible. En lugar de negar la dificultad, Jesús convino en que era imposible. Pero entonces Él hace la promesa de su gracia: "Lo que es imposible para el hombre es posible para Dios (v.27)".

Doy gracias a Dios por Andrew, Barbara, y para mí, Jesús hizo posible lo imposible por el poder transformador de su Espíritu. “Nada en mi mano traigo, simplemente a tu cruz me aferro,” en palabras del escritor de himnos Augusto Toplady.

La mayoría de ustedes conocen la historia en el evangelio de Lucas sobre el ladrón en la cruz pidiéndole a Jesús que lo recordara en su reino (Lucas 23:41-43). Jesús le dijo al ladrón que iba a estar con Él en el paraíso ese día.

La palabra paraíso tiene sus raíces en una palabra persa que significa parque. Adán y Eva fueron colocados en un parque donde disfrutaron de la comunión con Dios hasta que pecaron. Ellos fueron expulsados ​​del parque jaciendo comunión íntima y personal con el Dios vivo imposible. Era imposible a menos que Uno abriera un camino nuevo y viviente por el que podríamos tener acceso a este increíble parque, este maravilloso paraíso donde pudimos disfrutar de todos los beneficios y bendiciones de la comunión con el Cristo vivo y con todos los santos de todos los tiempos.

Para más información sobre el camino nuevo y vivo, visite nuestra página del Evangelio.

Y para nosotros, eso incluye a Andrew. Aquí está la promesa: arrepentirse y ser restaurado a través del Señor Jesucristo. Jesús promete: Nos encontraremos en el parque. No puedo esperar para encontrarme con Jesús y Andrew en el parque.

Con amor y bendiciones,

Jim

No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: